Utopía de la educación: la educación ideal

-Antes que todo se debe dejar en claro que esto es una educación  ideal expresada desde mis estudios y mi criterio, no obstante se podría agregar o quitar muchas ideas en este pequeño escrito. Sin más les presento mi mundo de la educación perfecta-.

En el video de arriba se realicé un pequeño resumen de algunos de los temas que se tratan en este post, espero les agrade.

La educación es un sistema que tiene la capacidad para modelar a las personas, para influir en la estructura general de la sociedad.  A lo largo de los años, la educación ha ido cambiando y adaptándose al contexto socio cultural de cada época hasta llegar a ser como la conocemos en la actualidad.

La educación en México, ha optado por añadir un mayor número de horas al currículum, manteniendo un método tradicionalista y pasivo, el cual no le permite al alumno desarrollarse de manera integral  ni  fomentar su curiosidad y creatividad, excluyendo el juego de las actividades educativas, se centra más en aportar contenidos -como Freire (1970) proponía como educación bancaria- el profesor arroja objetos -conocimientos- a un bote -las mentes de los alumnos- esperando que se llene y poder seguir arrojando más y más, sin embargo los alumnos son más que simples “botes” que llenar. 

Los alumnos deben tener un motivo verdadero para estudiar e ir a la escuela y no por simple requisito, sino que se vaya a la escuela con esmero, con entusiasmo y con metas fijas y bien planteadas, es decir tener alumnos comprometidos, que la remuneración económica no es un factor decisivo para estudiar tal o cual carrera, tampoco es una limitante porque en la educación perfecta no hay límites económicos cuando se desea aprender, todo es de acceso libre.

En cuanto a las características una de las principales para una educación de calidad es la inclusión, ya se vive en una sociedad pluricultural y con personas con distintas capacidades y habilidades; de igual manera debe ser integral, para desarrollar la autonomía, la creatividad, la reflexión, y abrir las posibilidades para que todo educando pueda sentirse en un ambiente agradable, donde el principal objetivo para ellos sea la inquietud de aprender y seguir nutriéndose de aprendizajes y desarrollando sus habilidades de acuerdo a su ritmo y sin ninguna opresión.

Ahora bien la evaluación debe ser un proceso continuo que acompañe íntimamente a la dinámica educativa, ampliar el fin de la evaluación tradicional como hasta ahora la conocemos es primordial. Habría que mencionar también que la evaluación no sería unidireccional sino bidireccional, realizando retroalimentación tanto profesores a alumnos como también alumnos a profesores y personal administrativo, marcando en estos los matices de aprovechamiento en su trabajo de cada uno como el área de oportunidad de mejora de cada cual. De esta manera constantemente se podría saber qué es lo que se está haciendo mal y en qué se puede mejorar.

Por otro lado, las becas educativas sería una manera de compartir y crecer en cuanto al conocimiento, mientras que los alumnos de este sistema educativo ofrecen sus conocimientos a otros alumnos de sistemas educativos fuera del nuestro, a su vez nuestros alumnos pueden nutrirse del conocimiento de aquellos lugares a los que van a ir a educarse, de esta manera se crea en una sociedad del conocimiento compartido, generando mayor posibilidad de crecimiento personal y a su vez social y cultural.

Ahora bien, uno de los aspectos fundamentales en la utopía de la educación sería poseer una corriente humanista. No se debe olvidar que con quien se trabajan son individuos, seres con problemas, sentimientos, deseos, virtudes etc., no hay que omitir que una persona es un ente biológico, mental y conductual, a consecuencia de ello se debe poseer criterio para poder organizar, planear y tratar tanto a alumnos, profesores y administrativos, con dignidad y respeto que se merece cada uno de ellos.

A su vez se debe integrar un currículo dinámico, así como la humanidad y tecnología está en constante cambio, igualmente se debe hacer constantes cambios en el currículum para poder brindar los mejores planes que se tengan en la actualidad, esto quiere decir que los currículos solo deberían durar máximo cinco años, a partir del último año se debe reevaluar si aún es funcional y/o cambiar lo que ya no es funcional o el conocimiento que fue refutado por las materias, conocimientos y/o métodos más actuales. De esta manera siempre se estaría a la vanguardia, con una educación competente y dinámica.

Ahora, cuando se habla de los profesores, ellos deben ser personas con altos estándares de calidad educativa, con deseos de formar, y colaborar en el ámbito educativo, con actualizaciones constantes, ya sea proporcionadas por la misma escuela o por ellos mismos, con deseo de participar activamente en la mejora continua de una educación, no de masas, sino la mejor educación que se pueda otorgar.

Por lo que se refiere al tema de infraestructura es un tema apasionante, ya que en él abarca todas las herramienta con las que el alumno  puede aprender, con las que puede hacer más sencillo su proceso de enseñanza aprendizaje, dadas las características podemos hablar un macro sistema en infraestructura tanto como un microsistema.

El primer macro sistema de infraestructura sería las instalaciones educativas las cuales debería de contar con instalaciones que abarque las necesidades básicas del alumno según la pirámide de Maslow, debe contar con baños higiénicos, cafetería, en la cual, cabe mencionar que, los alumnos no tendrán que pagar absolutamente nada por sus alimentos, además se llevará un orientación nutricional para que pueda elegir sus alimentos y de esa manera tener una mejor salud, las aulas deberán contar con clima, calefacción o ventiladores según convenga en el área geográfica donde se encuentren. Todavía cabe señalar que deberá tener espacios para la recreación para el alumno, donde pueda divertirse o hacer cualquier otro tipo de actividad.

De esta misma manera, a un nivel de micro sistema, el aula deberá estar muy bien iluminada, según las normas de iluminación del área en donde se encuentre la escuela, por otra parte deberá poseer altos estándares tecnológicos -dependiendo a qué nivel educativa esté enfocado este sistema-, no obstante, en cualquier nivel educativo se debe contar con internet y computadoras, con software adecuado para el aprendizaje requerido, una biblioteca virtual y física y un ambiente de aprendizaje virtual para poder otorgar clases virtuales para una educación b-learning o e-learning según sea el caso. Contando en cada pupitre o mesa con una conexión eléctrica para aparatos como portátiles, tablets o smart phones.

Si bien, una educación competente y preocupada por la comunidad abarca temas como métodos y corrientes educativas suele relegar la responsabilidad del transporte -el cual funge en el tema de infraestructura- al alumno o en su defecto al adulto cuidador, siendo así una mayor posibilidad que los alumnos no asistan, porque se extenderían las variables para que ese hecho suceda, es por ello que una educación ideal abarcaría el transporte escolar, dejando así temas como el no poseer los recursos económicos para asistir, o que los padres no lo pudieron llevar por cuestiones fuera de su “poder”.

En definitiva hay mucho más que decir sobre una utopía educativa pero por el momento dejo hasta aquí este post, agradeciendo su interés por leer este pequeño apartado e invitándolos a que compartan este post con sus amigos eso me ayudaría mucho y los invito a que me sigan en twitter en @cienciatecnoedu y mi twitter personal @kvnngar

Anuncios

Filosofías educativas

A continuación se presentarán tres filosofías y/o modelos educativos, los cuales son:

La filosofía educativa de Paul Freire (1970), la filosofía de educación de Finlandia, la filosofía educativa de México.

Filosofías educativas

Filosofías educativas

Da clic aquí para ver la presentación, o en la imagen de arriba.

Referencias

Freire, P. (1970). La pedagogía del oprimido. Buenos Aires: Siglo XXI Argentina Editores.

Petrella, I. (2015). Que se vayan todos: el desafío de cambiar la política argentina. Argentina: Penguin Random House Grupo Editorial.

Rosenthal R, Jacobson L. (1966). Teachers’ expectancies: determinants of pupils’ CI gains. Psychol Rep. Aug;19(1):115-8.